Referente indiscutible del género de Terror: John William Polidori

Cuando hablamos de autores del género de terror o más específicamente de los Maestros del género de terror de épocas pasadas y presentes, es imposible que a nuestra mente no lleguen los nombres de Edgar Alan Poe, Howard Philips Lovecraft, Horacio Quiroga y en el presente los nombres de Richard Matheson, Stephen King, Tanith Lee, Clive Barker, por ejemplo.

Sin embargo, ellos también tuvieron sus predecesores, los maestros en los cuales se inspiraron para llegar a ser lo que fueron o lo que son. Entre ellos podemos nombrar a Joseph Sheridan Le Fanu, Bram Stoker, Mary Shelley, Arthur Machen, William Hope Hodgson, Mathew Lewis o John William Polidori. Entre muchos otros que hay que seguir descubriendo y sacando a la luz.

Pocos saben que la noche de junio de 1816, en algún lugar de Ginebra, donde varias mentes maestras se entregaban a una lectura sobre fantasmas que los llevó a asumir un desafío: crear un texto de terror, no solo nacía a la vida el boceto de un icono de todos los tiempos: Frankenstein o el Moderno Prometeo inspirado por la pluma creativa de Mary Shelley sino también el relato titulado El Vampiro, escrito por un desconocido John William Polidori.



¿Quién fue John William Polidori?



Se sabe que nació en Londres en 1795 y que fue médico y escritor. Se introdujo en el mundo de las letras gracias a su acercamiento, en plan profesional, al controversial Lord Byron, quien lo llevó en un viaje por Europa. Fue durante ese viaje que llegaron hasta Ginebra, a la Villa Diodati perteneciente a Byron, donde se reunieron con Percy Shelley, Mary Shelley y Mathew Lewis (el creador de otro icono de la novela de terror sobrenatural y fantástica: El Monje), la noche del 17 de junio de 1816 en que surgieron los bocetos de Frankenstein y El Vampiro.

Si bien no se sabe la verdadera razón de por qué la relación entre Byron y Polidori llegó a su fin, se presume que Byron no quiso contarlo más entre sus allegados; no se descarta, aunque no hay pruebas, que este optara por prescindir de sus servicios como médico debido a las inclinaciones homosexuales de Polidori.

Se sabe que publicó algunos poemas que pasaron sin pena ni gloria (como La caída de los ángeles, poema ambicioso) y sólo su relato El vampiro, publicado en principio anónimamente, logró el aplauso del público, tras cierto escándalo originado por la adjudicación de su autoría. En este relato, la figura del vampiro recoge algunos rasgos del poeta Byron, reconocibles por los lectores de la época. Quizás fuera una pequeña venganza personal del hombre que siempre estuvo a la sombra del genio romántico.

En 1821, harto de una existencia tan poco ilustre, puso fin a su vida tomando ácido prúsico. La familia, para evitar el escándalo, borró todas las pruebas del suicidio.

Algo que a Polidori quizás lo hubiera hecho feliz es saber la existencia de la línea artística que lo sucedió. Los hijos de su hermana María fueron, dos de ellos, escritores. Mientras William se encargó de compilador los diarios de su tío y todos los escritos de sus dos hermanos, Christina fue una poeta apasionada que vivió signada por la pobreza y por tanto no pudo develarse en todo su esplendor y Dante Gabriel fue el padre del movimiento prerrafaelista.


El vampiro (The Vampyre)


Argumento


El relato trata de exponer la fuerza que tiene el hecho de que la gente común no crea en los vampiros; de ahí que Lord Ruthven se aproveche de esta situación para cometer sus actos sanguinarios.

Otra de las armas de Ruthven es su gran capacidad de seducción y su efectividad como lo que es, un vampiro, que destaca en el cruel final del relato.


Datos de la obra


El vampiro también tiene algunas similitudes con la obra de Goethe: La novia de Corinto, pero este en versión femenina.

Polidori transformó el personaje del vampiro del folclore en una personalidad reconocida, en este caso aristocrática, como es el caso de Lord Ruthven.

Para realizar su obra, se documentó en un libro de Agustín Dom Calmet (1672–1757) llamado Tratado sobre los vampiros (Treaty on Vampires, undead and Revenants). 


Controversia e influencias 


El relato causó gran impacto en la sociedad de la época, y se realizaron numerosas ediciones y traducciones del mismo. Incluso se hicieron varias versiones del mismo personaje, atribuidas falsamente muchas de ellas a Charles Nodier, aunque sí es verdad que este autor hizo una obra teatral reflejándose en el vampiro de Polidori. Esta obra teatral se estrenó en 1820 en la English Opera House de Londres y en el Theatre Royal de Dublín.

La narración de Polidori influyó mucho en la literatura posterior dedicada al tema vampírico a través de la figura de Lord Ruthven, que serviría de inspiración para muchas novelas y relatos de vampiros posteriores, como Carmilla (1872) de otro gran escritor del género de terror: Sheridan Le Fanu, El vampiro (1851) de Alejandro Dumas (autor éste también de La dama pálida y que se inspiró en la figura de Lord Ruthven para su novela El conde de Montecristo) y Berenice de Edgar Allan Poe, al igual que influyeron en Gogol y en Tolstoi (La familia del vurdalak) y, sobre todo, en Drácula de Bram Stoker.

Además, ya en siglo XX, también influyó en el cine: en muchas películas de vampiros, el protagonista suele ser un personaje aristocrático, seductor, con grandes posesiones como castillos y palacios, y con poderes sobrenaturales, al igual que el vampiro de Polidori.

La narración de Polidori inspiró también a músicos como Heinrich August Märschner, que compuso la ópera Der Vampyr en 1827.



Fuentes: http://es.wikipedia.org/wiki/John_William_Polidori 
http://es.wikipedia.org/wiki/El_vampiro_(1819)


Quizá te interese leer aquí mismo sobre otros autores del género:
Mary Shelley
James Herbert
Ann Rice

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te invitamos a comentar este post. Recuerda ser respetuoso.